sábado, 1 de noviembre de 2014



Lacalle podría renunciar  al balotaje

* Pero la Convención no puede obligarlo.


Aldo Roque Difilippo 


No  hay impedimentos constitucionales para que  Luis Lacalle Pou renuncie  a presentarse al balotaje. Como se recordará el diputado electo y ex Intendente  Guillermo Besozzi planteó la posibilidad de que el Partido Nacional no se presente a la segunda vuelta  electoral debido a la diferencia de votos obtenidas por el Frente Amplio en la  primera vuelta.
Esta posibilidad fue analizada por el Abogado constitucionalista y ex Senador socialista José Korseniak. En diálogo con Centenario Korseniak  expresó que esta  posibilidad, es decir  que un partido desista de competir en la segunda vuelta electoral, puede darse siempre y cuando sea una decisión del  candidato a Presidente ya que la Convención o el Plenario   no puede mandatarlo a que renuncie.
“El balotaje está previsto  en el Artículo  Nº 151 de la Constitución, cuando dice que si ninguno de los candidatos obtiene  la  mayoría absoluta, van a  una segunda vuelta, al mes, entre los dos candidatos más votados. No entre partidos”, explicó el Dr. Korseniak. “En realidad es entre las dos fórmulas presidenciales más votadas”. Esa es la regla general que se introdujo con  la Reforma Constitucional de 1996. “La Constitución tiene  332 Artículos y después las disposiciones transitorias y especiales”, explicó.  En la disposición transitoria  donde se determina como se eligen los candidatos a Presidente y Vice, expresa que “si antes de la elección el Presidente  no está, porque no quiere, porque muere, o porque se va de viaje, o por lo que sea, en ese caso el Vicepresidente es el que queda como candidato. Pero puede pasar que tampoco el Vice se presente, entonces en ese caso  la autoridad deliberativa del Partido resuelve quien va a ser. Lo que el Frente Amplio le llama Plenario y los partidos tradicionales Convención Nacional. Si esa autoridad dice no presentamos ninguno, la Constitución no le pone límite”. Agregando que “lo que no podría esa autoridad es decirle  al candidato a Presidente y al Vice, nosotros resolvemos no presentarnos y ustedes tienen que obedecer. Eso no lo puede hacer porque esta elección es de candidatos, en teoría. Todos sabemos que Lacalle es blanco y Tabaré es del Frente, pero en la Constitución se supone que es una elección entre personas no entre Partidos”. Por tanto para renunciar a  participar de la segunda vuelta electoral la decisión siempre  tiene que partir del candidato a Presidente y a Vicepresidente de la República.


PERIODICO CENTENARIO, 1/NOVIEMBRE/2014