lunes, 14 de octubre de 2013


Comisión de Hacienda de diputados trató  el fideicomiso  para los créditos del BHU



* Deudores habían propuesto pasar sus cuentas del UR a UI.



MERCEDES
ALDO DIFILIPPO


La Comisión de Hacienda de la Cámara de Diputados recibió a delegación de la Institución Nacional de Derechos Humanos y Defensoría del Pueblo integrada por la Dra. Mirtha Guianze (Presidenta), junto al Dr. Juan Faroppa y la Dra.Ariela Peralta. En la oportunidad fue presentado el proyecto denominado "Cartera de créditos del Banco Hipotecario del Uruguay nominada en Unidades Reajustables. Creación de un fideicomiso", el que incluye la solicitud de un grupo de más de 22.000 deudores buenos pagadores del BHU y la ANV (Agencia Nacional de Viviendas) que promueven el cambio de sus deudas de Unidades Reajustables a Unidades Indexadas.
Esta Comisión analiza la cartera de crédito del BHU nominada en dólares, incluyendo el pedido de clientes de pasajes de UR a UI. Como se recordará, en Mercedes un grupo de vecinos  que tiene deudas  con el Banco Hipotecario del Uruguay (BHU) en Unidades Reajustables   por sus casas, iniciaron un movimiento pretendiendo que las mismas sean pasadas a Unidades Indexadas. El reclamo se basa en las variaciones que ha tenido la UR que los ha perjudicado económicamente.
En la oportunidad la Dra. Peralta comentó que “como Defensoría del Pueblo y ejerciendo sus potestades recibimos a un grupo importante de deudores y analizamos profundamente su situación, sabiendo que hay mucho debate respecto al cumplimiento de los contratos en el Derecho Civil”. Comentando que luego de entrevistarse con autoridades del BHU y del Banco Central y de estudiar los antecedentes surge que “el cambio de reglamentación que sufrió el Banco Hipotecario” donde “los ahorristas habían contraído sus obligaciones bajo otra gestión y sufrieron una transformación a partir de un cambio en el espíritu de la política aplicada”, y que el proyecto de ley presentado  trata de “dar un tratamiento equitativo a los créditos nominados en Unidades Reajustables”. La Dra. Gianze, agregó “nosotros recomendamos que el Banco Hipotecario buscara la manera de restablecer una ecuación equitativa respecto a lo que han pagado estas personas y el valor venal del bien o la desigualdad de situaciones con otros acreedores cuyo crédito pasó a otras carteras en condiciones diferentes. Sin embargo, excede a nuestras facultades decir que el Banco Hipotecario tiene que adoptar una u otra solución o buscar otra alternativa, ya que esa es una potestad de las autoridades correspondientes”.

Situación complicada
   El diputado Alfredo Asti, integrante de la Comisión de Hacienda comentó  “creo que cuando hablamos de desigualdad tendríamos que pensar en todos aquellos deudores del Banco Hipotecario en Unidades Reajustables que han sido muchos  que han cancelado sus deudas. Según este proyecto de ley, ellos también resultarían muy afectados por haber cancelado sus deudas, cumpliendo con los contratos en la moneda y en las condiciones que se habían establecido. Por ello creo que habría que analizar muchos aspectos de ese término para saber si realmente estamos ante una desigualdad”.
En tanto el Dr. Juan Faroppa  agregó “al momento de recibir este tema, entendimos que estábamos frente a una situación complicada, compleja, que tiene argumentos válidos desde todos los puntos de vista que se puedan analizar”.

-        -        -        -        -        -


Sostén del Banco
El diputado Gonzalo Mujica  comentó en esta reunión de la Comisión de Hacienda: “La situación que se nos plantea actualmente es que estos deudores están siendo el sostén no de los costos del Banco, sino de las políticas del Banco. Entonces, el problema de fondo es que si nosotros pasamos la cartera sana del Banco y la transformamos en una cartera en rojo, el Banco se vuelve a paralizar. Cuando vinieron los deudores, yo les decía que si votara una ley que dejara al Banco desfinanciado, tendría que votar otro artículo que estableciera un nuevo pasaje de recursos desde Rentas Generales, una nueva capitalización, así como votamos el pasaje de US$ 250:000.000 en el primer Presupuesto del primer Gobierno frenteamplista. De lo contrario, ¿con qué trabaja el Banco, si no puede trabajar con la diferencia que hace entre los ingresos y los préstamos? Además, hay que tener en cuenta que las posibilidades del país no son exactamente las mismas que las del año 2006, cuando estábamos creciendo a porcentajes que no son los actuales. Ahora estamos estacionándonos en un 4%, que es una buena cifra de crecimiento anual, pero implica que las recaudaciones del Estado no son las que tuvimos en los primeros tres o cuatro años del Gobierno frenteamplista”.


PERIODICO CENTENARIO 9/OCTUBRE/2013