viernes, 4 de enero de 2013


Pensando en las elecciones
2013, año bisagra para las definiciones políticas en Soriano




MERCEDES
ALDO DIFILIPPO


El 2013 para Soriano será de definiciones políticas en casi todos los terrenos. Como se sabe el Intendente Guillermo Besozzi no podrá  ser reelecto ya que lleva dos períodos consecutivos en el cargo, y como lo adelantó a Centenario su futuro político podría estar en la Cámara de Diputados.  En  ese sentido quien lo suceda en la interna nacionalista corre con la ventaja de jugar en la lista ganadora en las dos últimas elecciones, aunque por el momento no surge ningún posible candidato firme a sucederlo y poder consolidar esa hegemonía que la dupla Besozzi (en lo departamental) y Gonzalo Novales (en lo nacional) le ha dado a la Lista 903. Además dentro de la lista oficialista han surgido diferencias notorias entre los ediles, recuérdese los desencuentros entre  Raúl Bruno y Luis Ciganda, por poner solo un ejemplo; y la piedra en el zapato que ha significado en estos años la  presencia del edil Fernando Vélez, que dentro de la bancada de gobierno, ha votado y criticado duramente a la administración nacionalista. Algunas veces con más énfasis y argumento que las bancadas opositoras.


Los colorados
   En el Partido Colorado, el panorama aunque reducido por el caudal de votos obtenidos en la última elección, y cierta expectativa no del todo consolidada con la elección de jóvenes que no alcanzó el nivel esperado, el crecimiento y las expectativas parecerían centrarse en el futuro político del actual diputado José Amy que ya expresó que aspira  a quedarse un período más en el cargo, pero que el líder de su sector (Vamos Uruguay) el Senador  Pedro Bordaberry ya lo comprometió a meterse en la puja por la Intendencia postulándose a las elecciones departamentales. Como se recordará la respuesta de Amy fue ir paso a paso, primero buscar la reelección en Diputados y después  ver esa opción en la elección departamental. Por el lado del PROBA el panorama parecería reducirse a mantener la banca que actualmente ocupa Osvaldo Celio en la Junta Departamental. Aunque Celio ha dicho más de una vez en conversaciones informales, que no descarta poder presentarse nuevamente en la pelea por conquistar el Municipio de Cardona.


Los frentistas
   El panorama frenteamplista es por demás complejo, y el 2013 será el punto clave para conformar ese rompecabezas que supone armar las candidaturas en lo nacional y en lo departamental, con el agregado que el diputado Roque Arregui ya adelantó que no volverá a ser candidato por un nuevo período. Eso desató cierta contienda, aunque civilizada por el momento, en la interna del Partido Socialista que ya comenzó a mostrar fisuras y divisiones notorias. Basta solo con recordar el intercambio de críticas surgidas en la Junta Departamental entre los ediles Boris Yoffre y Enzo Malán. Por otro lado,  el otrora monolítico MPP sufrió una notoria ruptura al punto que ediles como Jacqueline Gurruchaga y Fabio Suárez, experientes en el debate y el análisis presupuestal, han desaparecido de la escena política y dejando incluso de concurrir a las reuniones de la Junta Departamental.
El panorama frenteamplista se completa con la Vertiente Artiguista, que promovería la candidatura del Dr. Julio Guastavino a  la diputación, el ala doloreña  (Lista 1765) que parece más preocupada por marcar su propio perfil que en hacer alianzas que posibiliten cierto crecimiento, y el Partido Comunista, que como ha sido casi una constante en las últimas elecciones, espera en silencio sabiendo que sus votos pueden terminar definiendo  para un lado o para el otro una posible candidatura.



Panorama incierto
  El panorama en el interior del departamento presenta casi el mismo escenario de necesarias definiciones para el 2013. Por un lado Cardona que deberá definir candidaturas y alineaciones partidarias para la puja electoral por el Municipio. Por otro localidades como Rodó y Palmitas que accederán al tercer nivel de gobierno y que deberán presentar sus candidatos a ocupar los cargos. En Palmitas el panorama es por demás incierto. Si bien la localidad ha crecido notoriamente en población y en movimiento económico, no cuenta con un líder político que pudiera tomarse de referencia como para  aspirar a convertirse en Alcalde. A excepción, claro está, de María Fajardo, Directora de Asuntos Sociales de la Intendencia, oriunda de la localidad, aunque cabría la conjetura que sus aspiraciones podrían estar en cargos departamentales, siendo que es una de las suplentes del Intendente Besozzi, que en postularse como Alcaldesa de la localidad.
En Rodó el panorama parece ser similar, con la diferencia de que  es oriundo de la localidad el edil  oficialista Luis Ciganda, que una conjetura previa  podría aventurar pensar  en  su posible candidatura o alguien ligado a  su  figura, dado el caudal de votos obtenido en las últimas elecciones. Sumado al hecho que el Frente Amplio perdió su referente en la localidad –por lo menos en el último tiempo- al  desaparecer de la  discusión política el edil Fabio Suárez (MPP). Por lo que es difícil aventurar qué movimientos podrían estar produciéndose en los próximos meses.





PERIODICO CENTENARIO, 31/diciembre/2012